Categories Blog en Español

Cómo disfrutar el Dìa de San Valentìn sin Empalagarse

Desde el inicio de 1900, el chocolate ha sido el regalo tradicional del Día de San Valentín. Hoy en día es difícil imaginarse una festividad que no se celebre con algún tipo de dulce, entonces surge la pregunta ¿Es posible mantener una excelente salud bucal durante las fiestas y entre los dulces?

La tradición de regalar dulces para el Día de San Valentín significa que tanto los abuelos como los amigos y los compañeros de clase de tu hija, van a querer demostrarle su afecto con productos azucarados. La mayoría de los papás ya saben que el azúcar en exceso es nocivo para la salud bucal, y saberlo puede ocasionar cierto conflicto moral porque surge la pregunta de ¿qué es importante, limitar su consumo de dulces o dejarlos disfrutar las festividades?

Los ortodoncistas, igual que los padres, queremos que los niños disfruten de los dulces de San Valentín, pero de igual manera queremos que los padres sepan cómo ayudar a sus hijos a que mantengan una excelente higiene bucal al mismo tiempo que disfrutan sus dulces. Por eso hoy vamos a compartir unas estrategias para que los niños se diviertan y se cuiden al mismo tiempo.

El chocolate es un dulce muy popular el día de San Valentín y no es tan dañino para los brackets, pero otros dulces pegajosos y/o duros como los panditas o las paletas se pueden  consumir siempre y cuando se evite el exceso. Este tipo de dulces contienen demasiada  azúcar y cuando se consumen dejan una capa de azúcar en la boca que se adhiere a los dientes y es muy difícil de quitar.

Muchos padres creen que es conveniente que los niños se cepillen los dientes inmediatamente después de comer dulces para prevenir las caries dentales, pero la verdad es que esa práctica puede provocar problemas. Las trizas de los dulces duros son abrasivos y pueden dañar y hasta remover el esmalte de los dientes. Una mejor opción es que el niño enjuague bien la boca después de comer dulces pegajosos y/o duros para eliminar los residuos y esperar una hora antes de limpiar sus dientes con cepillo y pasta.

Después de compartir nuestras recomendaciones para la higiene bucal con respecto al  consumo de dulces, ahora hablaremos de las cosas que puedes hacer para que tu hija tenga alternativas menos dañinas para los aparatos de ortodoncia entre sus dulces de San Valentin.

  • En una de esas cajas con forma de corazón que son tan populares con los niños, organizar una selección de deliciosas frutas como frambuesas, moras azules, y zarzamoras.
  • Usar un molde en forma de corazón para recortar sándwiches hechos con pan integral o rebanadas de queso o fruta.
  • Se puede hacer un panecillo con huevo que le va a encantar hasta al mismo cupido. Solo hay que recortar una forma de corazón en una rebanada de pan, colocar el pan en la sartén y allí mismo cocer el huevo. Agregar un poco de colorante vegetal rojo a la miel puede ser un buen sustituto para el jarabe de maple, y puedes hacer lo mismo con waffles o también hotcakes.
  • En vez de hacer galletas de chispas de chocolate o de azúcar, hacer unas de avena y nuez de castilla. Otra idea es sustituir el aceite por puré de manzana en las recetas para pasteles de San Valentin.
  • Cambiar el helado de leche por el helado de yogur con frutas picadas y en vez de chocolate líquido o cajeta, usar la miel.
  • Una excelente alternativa de los panditas y las paletas de hielo, es conseguir unos moldes para hacer hielos en forma de corazoncitos y llenarlos con jugos de frutas 100% naturales, como por ejemplo el jugo de arándano.. Se puede usar agua mineral en vez de refrescos para hacer los hielitos.
  • El chocolate oscuro es bueno para la salud debido a su alto contenido de antioxidantes. Se pueden picar frutas frescas y meterlas en el chocolate oscuro derretido.
  • Ni considerar las papitas ni las galletas de sabores. Una mejor opción sería platanitos deshidratados o un dip para las frutas hecho con yogur y miel.

Estas son algunas de las muchas estrategias que se pueden emplear para disfrutar el Día de San Valentín evitando un consumo excesivo de azúcar. Tal vez no puedas controlar la cantidad de dulces que recibe tu hijo por parte de los demás y no hay problema con un consumo moderado, pero haciendo algunas de estas opciones en casa puedes evitar que la situación se salga de control.

En la Asociación de Ortodoncistas de Texas te deseamos un feliz Día de San Valentín!

 

Tags
“Desde el inicio de 1900, el chocolate ha sido el regalo tradicional del Día de San Valentín. Hoy en día es difícil imaginarse una festividad que no se celebre con algún tipo de dulce, entonces surge la pregunta ¿Es posible mantener una excelente salud bucal durante las fiestas y entre los dulces? La tradición de […]”

Table of Contents

0 Comments